¿Qué velocidad de acceso proporciona la red inalámbrica? ¿Depende de otros usuarios conectados?

Con la tecnología desplegada (802.11b/g), la velocidad teórica máxima puede variar entre 11MBps y 54Mbps. Cuando se tiene en cuenta que no todo lo que se transmite y recibe son datos, las velocidades reales pueden oscilar entre 6 y 30 Mbps, que a su vez pueden verse reducidas por la distancia del usuario al punto de acceso, las posibles interferencias de otros dispositivos (teléfonos DECT, dispositivos bluetooh, microondas, otros puntos de accesos,...), etc.

Además, todos los usuarios atendidos por el mismo punto de acceso inalámbrico comparten este ancho de banda, por lo que la velocidad final dependerá del número total de usuarios.

Para un uso típico de navegación Web y lectura de correo electrónico, cada punto de acceso inalámbrico puede soportar sin problemas de degradación de las prestaciones hasta 20 o 25 usuarios. Otras actividades como descargas de archivos de gran tamaño o video conferencias pueden hacer que un solo usuario consuma todo el ancho de banda disponible.

En comparación, cualquier punto de acceso cableado de un usuario en la UMA puede proporcionar un mínimo de 100Mbps (unos 80-90Mbps reales) exclusivos.